Si no puede visualizar este correo, por favor, haga click aquí.

Noticias de la Comunidad Or Sinai | Correo N°69
 
SHABAT MEBARJIM JUNTO A OR SINAI

VIERNES 21 DE ABRIL 2017 - 25 DE NISAN 5777
18.30 hs. Charla sobre la Perashá | 19.15 hs. Kabalat Shabat | Kabalat Shabat Joven

SÁBADO 22 DE ABRIL 2017 - 26 DE NISAN 5777

10.00 hs. Shajarít | 11.00 hs. Lectura de la Torá | 12:15 hs. Kidsuh para toda la familia | 17:45 hs. Minjá

Encendido de las velas de shabat: 18:04 hs. Havdalá: 18.59 hs.

 
 
Shemini
Bendito almuerzo

Por Yanki Tauber

¿Ha cerrado alguna vez un trato, celebró su matrimonio (o su aniversario), o pasó el tiempo con un buen amigo sin comer algo juntos? Cuándo piensa en casa, ¿no es en los sabores donde residen los más elementales recuerdos? ¿Y qué hay acerca la comida propia-mente dicha?- ¿existe algo más íntimo que ingerir algo dentro de su ser y convertirlo en su propia carne, hueso y sangre?

Dígame que, cómo, dónde y con quién come, y le diré quién y qué es.

Se han dado numerosas explicaciones a las leyes dietéticas de la Torá. Algunos señalan los beneficios de la salud. Otros ponen énfasis en el efecto unificador que estas leyes conllevan y su papel como escudo contra la asimilación. Najmánides, el gran cabalista y Sabio del siglo XII, explica que "las aves y muchos de los mamíferos prohibidos por la Torá son rapaces, mientras que los animales permitidos no lo son; Nos ordenan que no comamos esos animales de naturaleza cruel, para que no absorbamos estas cualidades".

Pero quizás la razón más básica (ya que una orden Divina puede poseer una 'razón') es presentada por la propia Torá en el versículo de cierre del capítulo de las leyes dietéticas:
"Para diferenciar entre el impuro y el puro; entre el animal que puede comerse y el animal que no puede comerse" (Levítico 11:47).

Para diferenciar 'lehavdil' en hebreo, esta palabra define la singularidad del hombre como una criatura moral. O en la terminología de la Torá, persona 'santa'.

Nuestros Sabios señalan en su comentario, que el concepto de lehavdil, sólo aplica ostensiblemente a dos cosas similares. Las vacas también diferencian entre un césped nutritivo y una cizaña venenosa. Pero el comprador observante del kashrut diferenciará entre un pedazo de carne de un animal que fue faenado por un shojet certificado de acuerdo con las leyes detalladas de shejitá, y un trozo de carne de un animal que se mató en un matadero común. Ningún laboratorio descubrirá diferencia física entre los dos. Pero el judío admite el primero y desecha el segundo. Y si trae el segundo involuntariamente a su cocina, kasherizará la cacerola en la que lo cocinó y desechará la loza en que fue servida.

La moralidad es la capacidad de aceptar que hay cosas para ser abrazadas y cosas deben ser descartadas. A veces la conveniencia o inconveniencia de una cosa es obvia; a veces podemos oler la diferencia, y a veces entenderla. Pero somos nada más que vacas que evitan el veneno.

El punto en el que empezamos a llevar una vida moral y santa es cuando decimos: "Hay 'Si' y hay 'No' en el mundo de Di-s. Éstas son verdades objetivas, establecidas por el Creador de la realidad. A menudo encontraré que las cosas del 'Sí' me dan placer, salvaguardan mi salud, preservan la sociedad, y me realizan espiritualmente, mientras que las cosas de "No" logran lo contrario. Pero esto no es lo que los hace 'Si' o 'No'. Al contrario: porque una cosa que es moralmente positiva, invariablemente ocupará un lugar positivo en mi vida; y una cosa es moralmente negativa, me herirá inevitablemente. Pero mi necesidad de afirmar el 'Si' y rechazar el 'No' está por encima de estas consideraciones que son el resultado y no la fuente de la diferencia intrínseca.

Claro, cada vez que la Torá nos indica hacer algo o no hacerlo, se logra ese punto. Pero en ninguna parte el lehavdil es indispensable y fundamental como cuando dicta lo que debemos comer y lo que no. En ninguna parte está tan íntimamente tejido en nuestras vidas como cuando es aplicado al acto de comer por que el consumidor y los consumidos se vuelven una sola carne literalmente.

Si usted acepta una línea de demarcación del si/no cruzando el diámetro de su plato de comida, entonces-y sólo entonces, usted ha dominado el arte de la santidad.

 
<
 
 
 
El Nuevo Centro Comunitario está cada vez más cerca

Con total alegría, orgullo y agradecimiento a Hashem y a toda nuestra querida Comunidad, queremos contarles que ya estamos ingresando en la recta final de la primera etapa de la construcción del Nuevo Centro Comunitario OrSinai.

De esta forma, nuestro sueño comienza a ser realidad y a palpitarse desde muy cerca. Ya nos estamos imaginando recibiendo el Shabat allí, juntos, en familia. No podemos dejar de sonreir pensando en cómo disfrutaremos juntos los jaguim. Es una bendición poder visualizar a nuestos chicos jugando, aprendiendo y creciendo en esta nueva casa comunitaria.

Nuestra casa. La casa de cada uno de ustedes, quienes lo están haciendo posible.

Tefilá de Rosh Jodesh Iyar

Los esperamos el próximo jueves 27 de abril, a las 8 hs., en OrSinai, para disfrutar juntos de la tefilá de Rosh Jodesh Iyar.

Luego de la tefilá, compartiremos un kidush y lejaim por un mes lleno de bendición.

Clase de Cocina para las chicas del Kabalat Shabat Joven

El próximo martes 25 de abril, a las 20.30 hs. realizaremos una clase especial de cocina para las chicas del Kabalat Shabat Joven. En esta oportunidad, aprenderemos recetas de la cocina sefaradí con una especialista en el área.

Confirmá tu asistencia a mendy@orsinai.org.ar

 

¡DALE PLAY!

M'ein Olam Habah
Música judía a capela por The Weinreb Brothers. ¡Imperdible!


► ¡Mirá el video!
 
¡IOM HULEDET SAMEAJ!

En la semana de su cumpleaños, saludamos con mucha alegría a Sali Kleiman, Diego Fainzaig, Gabriela Chaio, Carina Majlis, Miriam Roitenberg.

 
 
 

Contó el Miteler Rebe: “Quien vio a mi padre, el Alter Rebe, por lo menos una vez, no podía acostarse a dormir sin tomar la decisión de levantarse al día siguiente de ser por completo otra persona”.

 
 
 
LUNES
08.10 hs. Tefilin y café con Torá
17.15 hs. Torá Kids: Clases para chicos de edad primadia
 
MARTES
08.10 hs. Tefilin y café con Torá
17.00 hs. Curso de Bat Mitzvá
18.30 hs. Tania para jóvenes
19.00 hs. Guemará Para hombres
 
MIÉRCOLES
08.10 hs. Tefilin y café con Torá
09.30 hs. Torá para mujeres
15.00 hs. Torá para mujeres
19.00 hs. Torá para hombres
19.00 hs. Torá para adolescentes
 
JUEVES
08.10 hs. Tefilin y café con Torá
17.00 hs. Curso de Bar Mitzvá
19.00 hs.
Jasidut para Hombres
 
VIERNES
08.10 hs. Tefilin y café con Torá
09.30 hs. Tania para Jóvenes
 
 
Leche de burro

Rabí Mordejay Abadi Z”L fue uno de los grandes  sabios  de Alepo - Siria, y tenía a su cargo una comunidad vecina a la de Jálab, llamada Kilz. En dicha ciudad se acostumbraba a que cuando alguien tenía el aniversario del fallecimiento de un ser querido, invitaba a su casa a todos los miembros de la sinagoga y a su Rab a que estudien Torá y lean párrafos del Zóhar y Mishnaiot. Luego todos participaban de una  comida festiva

Una vez Rabí Mordejay Abadi Z”L fue invitado a una casa, junto con su comunidad, en ocasión de un aniversario. Era Shabat por la tarde, y después de que pronunciaron la Tefilá (plegaria) de Minjá, se sentaron todos a la Seudá. Entre las cosas que sirvió el dueño de la casa, había una especie de postre preparado con arroz, miel y leche.
El Rab vio la cantidad tan grande del postre que había en las mesas, y dijo en voz alta: “¡Nadie coma de este postre!”, e inmediatamente todos quitaron las manos de sus platos.
El dueño de casa retiró todas las porciones que había preparado, obedeciendo la orden del Rab, aunque muy contrariado porque no comieron de su comida.
Al día siguiente, llegó Rabí Mordejay Abadi con el anfitrión y le dijo que quería ir a pasear con él. Éste aceptó gustosamente la extraña petición del Rab, lo que consideró un alto honor para él.
Empezaron a caminar, y llegaron al mercado. Una vez allí, se dirigió el Rab con su compañero al puesto de leche que tenía un árabe, del cual todos los Iehudím de la ciudad compraban.
“Dime: ¿Por qué no le diste a este hombre que viene conmigo, todo su pedido de leche de vaca, como él te lo solicitó?”, le preguntó el Rab al árabe.
“¡Me fue imposible eso, Rabino!”, le respondió el lechero, “El viernes pasado había vendido casi toda la leche de vaca que tenía. Cuando este cliente me encargó una cantidad tan grande de leche, ya no me quedaba tanta, y me vi obligado a mezclarla con leche de burra… (Que no es casher)”.
El Rab saludó al árabe, y mientras se alejaban de allí, le dijo al Iehudí:
“ésa fue la razón por la razón por la que les pedí a todos que no coman del postre que habías preparado. Como tú eres muy generoso y serviste abundantemente, sospeché del lechero, pues no siempre tiene a mano una cantidad tan grande de leche de vaca…”.
 
 
 

Centro de Tora y Kabala Or Sinai

Comunidad OrSinai
Anasagasti 2085 | Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina
Teléfono: 4822-2285
info@orsinai.org.ar | www.orsinai.org.ar


LinkedIn
Facebook